Blogkatonic busca ser un espacio de no reflexión. Un Happy Hour virtual, donde se traten los temas contingentes que trataría hoy en la tarde un grupo de amigos -o amigas- en cualquier bar. Pase no más.

miércoles, 28 de noviembre de 2007

En cada polvo estás tú














-¿Viste la mina que va a aprovechar la Teletón para sus propias 27 horas de amor?

-No, ¿Cuál?

-María Carolina se llama. Escort Vip.

-¿Y eso qué es?

-Puta fina.

-Ahhh. ¿Y está rica?

-O sea, bien rica. Tiene 25 años, o sea igual nuevecita, aunque...

-¿Aunque qué? ¿El kilometraje?

-Exacto.

-Pero es que hay kilometrajes y kilometrajes.

-¿Cómo es eso?

-O sea, no es lo mismo un motor al que se le hace revisión periódica, cambio de aceite, de filtros y ese largo etcétera de repuestos, que otro dejado a la buena de Dios.

-Es verdad.

-Además, tampoco es lo mismo acumular el kilometraje andando parejito en carretera que hacerlo en camino de tierra.

-Ahí se pone complicada la cosa, claro.

-Estoy hablando de autos, imbécil.

-Claro, yo también.

-Ya. Y por último, está el tema de los dueños.

-Ahí sí jodimos, porque no creo que ella pueda alegar que tiene harto kilometraje pero “único dueño”.

-Mmmm, cierto. Difícil que diga eso. Y tampoco creo que pueda decir "nunca chocada, nunca taxi".

-Bueno, al final lo que importa es que ella va a donar todo lo que junte trabajando en las 27 horas a la campaña.

-Igual jugada la mina, ¿o no?

-Y pa qué te voy a mentir, a la hora de cooperar, preferiría hacerlo con un polvo que comiéndome una hamburguesa o limpiándome el culo con una determinada marca de papel.

-Obvio. Cualquiera.

-Yo me inscribiría fíjate. Digo, entre pasarle las lucas a un cajero del banco o dejárselas a ella en el velador pa que las lleve...

-Toda la razón. ¿Y cuánto cobra?

-120 lucas la hora y media.

-Uffff.

-Si es escort vip po hueón.

-Puta fina.

-Como querai. Igual es por una buena causa. ¿O a ti no te importan los niños de la Teletón?

-Ya filántropo, ahí viene el mozo.

-Ya, la última y nos vamos.

5 comentarios:

montt (el que no dibuja ni palitos) dijo...

Vaya dilema ético que propone María Carolina: pecar de lujuria mientras se goza de la virtud de la caridad.

El diablo y dios, frente a frente.

Hay mucho material sobre María Carolina, incluso una interesante discusión de sus atributos en un foro de discusión peruano.

El que no aporta dijo...

Para mí, no hay discusión posible sobre sus atributos. Sí sobre el kilometraje, claro, y sobre muchas otras cosas.

Mis respetos a María Carolina, que debe en este momento estar preparándose para las 27 horas de amor que se aproximan. Elongue mija, que se viene.

Isidora Cousiño dijo...

Puta fina, es puta fina no más.
Que haga lo que quiera, pero que no ande pidiendo finura en su trato.
"Yo no me acuesto con cualquiera"? Claro que no, solo con el que tiene lucas.
Una puta fina no necesita decir que es fina.

Romi dijo...

Jajajajaja muy adulto joven la conversa... tamos hblando de temáticas de seres que tienen entre 25 años y 30 y algo, solteros sin hijos y con lucas pa pagar el bar onde van por el happy hour...

Ideal el blog para aquellos que estamos entrando en esa tónica, que dejamos los antros del barrio brasil, que los cambiamos por los cafés de barrio lastarria y bellavista, y que de noche ya no ranciamos por la calle chelan en mano, si no que vamos por un krrt en algún lugar sin flaites con wen ambiente... pa los que ahora tomamos capel y nos da gastritis, que adoctrinamos el hígao al alto del carmes de 46º y al Havanna añejo...

Sale caro carretear...

En resumen, weno el blog

Chau

El que no aporta dijo...

Isidora, qué mala vibra con María Carolina. Si nadie se acuesta con cualquiera, oiga. Lucas, amor, borrachera, calentura, soledad. Cada uno tiene sus motivaciones.
Y sí, la verdadera fina -puta o no- no tiene para qué decirlo.
---------------------------------

Romi, la idea es justamnete esa. Aquí no conversamos con Campanario ni con La Serena. Ya no le hacemos al Control de 30º. De hecho, menos de 40º está vetado. El hígado y el estómago se ponen delicados, ¿no?

Vuelva, que quedan muchos temas por debatir, al calor de un buen trago. Salud(os)